Ya es oficial, Wissam Ben Yedder regresa a la liga de su país natal después de 70 goles como sevillista.

Resultado de imagen de ben yedder
Fuente: Sevilla FC
Dura baja para el Sevilla FC de Julen Lopetegui, que pierde a uno de los futbolistas más transcendentales de la historia, dejando para el recuerdo goles como los que le hizo al Manchester United en esa memorable vuelta de octavos de final de la UEFA Champions League en Old Trafford, donde los hispalenses eliminaron al por entonces conjunto de José Mourinho. El club francés ha abonado los 40 kilos de cláusula que tenía el jugador.
El Mónaco quiere levantarse de una decepcionante año rozando el desastre del descenso de la Ligue 1. En el conjunto del principado ya tienen asumido que esa maravillosa plantilla que llegó a ser semifinalista de Europa con Kylian Mbappé, Radamel Falcao o Joao Moutinho al volante es muy complicado que se vuelva a repetir.
Imagen relacionada
Fuente: Sevilla FC

Por eso, esta temporada los de Jardim se están preparando para volver a la cima. Pese que aún le faltan defensas más contrastados, han traído a un gran extremo, Hentry Onyekuru, además de la vuelta de Keita Balde Diao. Por añadidura, Gelson Martins y Golovin, que ya estaban en plantilla, se pueden entender muy bien con Ben Yedder, gracias a su capacidad asociativa y goleadora que le ha dado mucho al Sevilla y que también se lo puede dar al Mónaco.

En el Sevilla se respira tranquilidad. Los aficionados confían en que Monchi pueda hacer maravillas con esa cantidad de dinero, y acabar de potenciar una plantilla muy bien confeccionada y dar ese plus para asaltar los puestos de Champions que el Valencia le ha venido quitando estos últimos años.
Eso sí, la adquisición del nativo de Sarcelles no es precisamente barata para el Mónaco, ya que su cláusula es de 40 millones de euros. Aunque la salida de Rony Lopes, precisamente al Sevilla, potenciaría económicamente al club local de Mónaco para afrontar una operación que provoca que los campeones de liga francesa en 2017 den un paso adelante y luchen, al menos, por volver a Europa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here