El Atleti saca un punto agónico