Previa Valencia – Leganés: Ganar como obligación