El club de los amigos no acepta a Griezmann en el vestuario del Barça