¿Cómo les va a los internacionales rojiblancos?