Previa Valencia – Lille: hacer de Mestalla un fortín