Piccini, actual jugador del Atalanta, desea volver al Valencia ante la complicada situación que el club valenciano está atravesando institucionalmente y deportivamente

El futbolista italiano de 28 años, jugador del Valencia CF, se encuentra actualmente cedido en el Atalanta de Bérgamo, equipo de la Serie A Italiana. Se encuentra triste y así lo demuestra en a través de sus redes sociales donde no hace otra cosa que mandar mensajes al Valencia .

En Bérgamo casi no cuenta para Gasperini, o también llamado Gasperson desde que el presidente del Genoa dijo que Gasperini sería su Ferguson. El jugador italiano internacional absoluto, con la selección azzurra, no quiere pasar una temporada más en blanco. Sobre todo después de recuperarse de la fatídica lesión que se produjo en el inicio de la Liga 2018-2019 tras fracturarse la rótula. Le tuvo en el dique seco más de 480 días, esta no ha sido la única lesión de gravedad ya en su primera etapa en el futbol español en las filas del Real Betis, temporada 2016-2017 se rompió el ligamento cruzado.

En 2010 Piccini comenzó su debut profesional en la Fiorentina (Italia), donde fue cedido en varias ocasiones a equipos de la Serie A. En 2014 ficha por el Real Betis en aquella temporada en Segunda División que consiguió el ascenso a la máxima categoría del fútbol español. Permaneció 4 temporadas en el equipo verdiblanco, hasta su fichaje por el Sporting Clube de Portugal en la temporada 17/18, por 3 millones de euros. Hasta que en la temporada siguiente y con el visto bueno del entonces entrenador del Valencia CF Marcelino Garcia Toval, fichó por los ches por 7,8 millones de euros. El gusto por los defensas altos, (mide un 1,89 cm) y veloz en ataque fueron cuestiones determinantes para el fichaje de Piccini por el Valencia

La inoportuna lesión sufrida y los cambios en el banquillo valencianista provocó su salida hacia Italia. El Atalanta se interesó en el jugador necesitado de minutos. Bien es cierto que la presencia de Rafael Toloi en las filas del equipo Lombardes, no le ha concedido casi ninguna oportunidad de jugar.

Tan solo 59 minutos de juego y en un equipo que aspira a metas altas tanto en liga como en Champions son números pobres. Todo esto y las necesidades del equipo de Javi Gracia en defensa, en concreto en la izquierda de la zaga, hace pensar que en este mercado invernal pueda ser un refuerzo, además sin coste alguno. En pocas fechas sabremos si al final este deseo y necesidad se convierte en realidad. Podrá ser un buen regalo de Navidad para la afición valencianista volver a disfrutar de sus subidas por la banda y centros al área.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here