Análisis del equipo inglés en la previa de la eliminatoria de octavos de final de la Champions League ante el Atlético de Madrid

Thomas Tuchel se hizo cargo del Chelsea en enero de 2021 después de los malos resultados obtenidos por Frank Lampard, ex-entrenador y leyenda ‘blue’. Entonces, el equipo marchaba 8º en la Premier League y acaba de perder contra el Leicester. La situación obligó a Roman Abramovich a cesar del cargo al técnico inglés, para inmediatamente después anunciar la contratación de Tuchel.

El alemán había sido despedido de su cargo como entrenador del PSG algunas semanas antes, no por malos resultados, sino por la pésima relación que mantenía con las estrellas del equipo galo. Su bagaje había sido notable, consiguiendo el subcampeonato de la Liga de Campeones en la última edición (perdió la final ante el Bayern) y varios títulos nacionales en Francia. Además, Abramovich tuvo en cuenta la gran inversión que había realizado en verano en Timo Werner y Kai Havertz, que están rindiendo a un nivel muy por debajo del esperado, y pensó que un entrenador de su misma nacionalidad podía intentar recuperarlos para la causa.

Esquema y alineación

Tuchel lleva 6 partidos de Premier League en el cargo, en los que ha cosechado 4 victorias y 2 empates. Desde su primer encuentro (empate a 0 ante el Wolverhampton) dejó patentes las diferencias con su predecesor. El germano alinea al equipo con un sistema de 3 centrales y 2 carrileros largos, muy distinto a la defensa de 4 tradicional de Lampard. Suele formar un 3-4-2-1. Mantiene a Edouard Mendy en la portería, dando continuidad al ostracismo del español Kepa. Sus 3 centrales más utilizados han sido César Azpilicueta, Antonio Rüdiger (titulares en los 6 partidos) y Thiago Silva, lesionado ante el Tottenham en el tercer partido y baja muy sensible desde entonces. Tampoco podrá contar con él Thomas Tuchel para el partido de Champions. Probablemente, su lugar será ocupado por Kurt Zouma.

Por delante de los 3 centrales, el técnico dispone una línea de 4, con 2 carrileros y 2 pivotes para dar contundencia al centro del campo. En los 6 encuentros, ha probado con 2 carrileros distintos por cada lado. Por la izquierda, ha utilizado a Ben Chilwell y a Marcos Alonso, quien se ha hecho con la confianza de su nuevo entrenador después de haber estado a punto de salir (sonó para el Atlético) en el mercado invernal. Por la derecha, ha dado oportunidades a Reece James y a Hudson-Odoi (cada uno ha sido titular en 3 ocasiones). En el último encuentro, James ganó la partida, pero el equipo empató a 1 ante el Southampton.

El cancerbero titular del Chelsea, Edouard Mendy

En la medular, Mateo Kovacic y Jorginho han sido indiscutibles. El ex del Real Madrid ha sido titular en todos los partidos, mientras que el italiano ha formado de inicio en 5 de los 6. N’golo Kanté estuvo lesionado, pero solo fue baja el primer partido, mientras que en los 4 siguientes, tuvo que esperar su turno en el banquillo. Fue titular en el último.

En el enganche, hay un nombre propio: Mason Mount. Él es la brújula del equipo, el timón, jefe de operaciones y soldado de primera línea en el ataque de Tuchel. En algunas ocasiones actúa él solo por detrás de 2 puntas, y en otras, acompañado de otro jugador, normalmente Timo Werner. Los otros jugadores (Hakim Ziyech, Christian Pulisic y Kai Havertz) que tiene el Chelsea en esa posición son temibles, pero prácticamente no están contando para su nuevo entrenador.

Arriba para el gol, ha probado a jugar tanto como con un delantero como con dos. Tammy Abraham ha sido titular en 3 ocasiones y Olivier Giroud en 2, mientras que en una ocasión alineó a Hudson-Odoi acompañando a Timo Werner. Cabe destacar que, incluso cuando juega partiendo desde atrás, Werner tiene alma de delantero y siempre sorprende desde segunda línea.

Estilo de juego

El Chelsea de Tuchel juega muy ordenado y muy directo. Siempre intenta circular el balón muy rápido en el medio aprovechando la calidad de Kovacic y Jorginho para cerrar al equipo rival y liberar los pasillos exteriores. Una vez conseguido esto, lanza a los dos carrileros al ataque, creando una superioridad con el atacante de ese perfil contra el lateral, y así se plantan en el área. El ejemplo más claro de esto, es el partido ante el Burnley, que acabó 2-0 con goles de los 2 carrileros, Azpilicueta y Marcos Alonso.

Otra de las variantes que tiene es el juego interior. Uno de los dos pivotes, normalmente Kovacic, se suma al ataque para intentar encontrar a Mason Mount entre líneas. Ahí, el inglés es letal filtrando pases o buscando la opción de disparar. Además, maneja muy bien las dos piernas, lo que lo hace aún más peligroso. A lo largo de estos partidos, ya ha conectado en más de una ocasión con Werner, formando una dupla más que interesante.

El delantero alemán juega muchas veces más retrasado precisamente para sorprender desde esa posición. El delantero centro, ya sea Giroud o Abraham, fija a los centrales, permitiendo a Werner llegar muchas veces al área libre de marca o, al menos, en una situación de ventaja. Desde la llegada de Tuchel, el ex del Leipzig ha provocado 2 penaltis, marcado un gol y dado una asistencia (precisamente para Mason Mount), por lo que se podría decir que vuelve a ser esa gran amenaza para las defensas que fue durante sus años en Alemania.

Defensivamente, se protege con los 3 centrales, siendo Thiago Silva el más importante de ellos y una baja muy sensible para Thomas Tuchel. Era clave por su buen pie (es el jugador del Chelsea con más pases completados) y su gran juego aéreo. Su reemplazo será Kurt Zouma, recién salido de otra lesión. Los carrileros actúan como laterales, y los inteligentes pivotes ‘blues’ completan el entramado defensivo trazado por su entrenador. Quizás, su gran debilidad sean esa espalda de los laterales y la poca velocidad de los centrales.

Las claves de la eliminatoria contra el Atleti

Los colchoneros llegan al encuentro plagados de bajas (Giménez, Trippier, Vrsaljko, Herrera y Carrasco), y Simeone tendrá que recomponer el equipo de forma que afecten lo menos posible. Por su parte, el Chelsea no podrá contar con Thiago Silva, y Tammy Abraham y Christian Pulisic son duda. Seguramente, el ‘Cholo’ dispondrá su esquema habitual de 3-5-2 para contrarrestar a Tuchel, lo que hace presagiar que será un encuentro con muchas ocasiones.

La baza principal que puede aprovechar el Atlético tiene nombre y apellidos: Marcos Llorente. El ‘todocampista’ español se ha consagrado como uno de los mejores jugadores de LaLiga y ya fue el héroe de los octavos de final la pasada edición. Su potencia, velocidad y habilidad serán determinantes para buscar la espalda de Marcos Alonso, y en ese duelo puede estar la llave del pase a cuartos. Sin embargo, lo más probable es que actúe como carrilero, perdiendo la oportunidad de hacer daño más cerca del área.

Por el otro perfil, la pérdida de Carrasco es muy dolorosa, también por el daño que podía haber causado a la espalda de Reece James. Ante esto, Simeone decidirá si coloca en esa posición a Saúl o a Renan Lodi. Tendría mucho más sentido alinear a Lodi, un jugador más rápido y directo que el español.

Luis Suárez se volverá a ver las caras con una defensa de 3 centrales, tarea que ya le resultó muy complicada ante el Levante. Además, no es rápido, factor que podría ser muy importante ante una defensa cerrada con balones al espacio. Tendrá que estar muy fino Joao Félix para encontrar a su compañero y poder darle la pelota en situaciones ventajosas. Si algo ha demostrado el pistolero, es que solo necesita una bala.

Luis Suárez celebra un gol con Marcos Llorente

Por parte del Chelsea, idéntica situación. Tuchel buscará la espalda de Marcos Llorente mediante las carreras de Marcos Alonso, pero buscar el hueco de detrás de Lodi le será más difícil, puesto que el brasileño sí es lateral puro. Mason Mount intentará incrustarse entre la línea de centrales y la de centrocampistas para filtrar balones, lo que haría interesante ponerle un marcaje individual por parte de un jugador grande como Kondogbia. En la delantera, Giroud y Werner tendrán que verse las caras con una defensa que no ha conseguido mantener la portería a 0 en los últimos 7 partidos. El nivel de jugadores como Felipe ha caído en picado desde la temporada pasada. La actuación de Hermoso y Savic será determinante para frenar a ambos.

Teniendo todo esto en cuenta, queda bastante claro que Thomas Tuchel ha hecho un trabajo sensacional en el tiempo que lleva a cargo del Chelsea, y que la eliminatoria está completamente abierta. Será un duelo de pizarra entre dos de los mejores entrenadores del viejo continente, y se la llevará el que mejor juegue sus cartas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here