Tras la marcha de Papu Gómez, Pessina ha recogido el testigo de la mediapunta nerazzurra

Tras la impactante salida del argentino, por el altercado que tuvo con Gian Piero Gasperini, se ha buscado un relevo natural para su posición. Un buen recambio para la mediapunta es Iličić, que ya ha vuelto a su habitual estado de forma, pero a pesar de que juega en la misma demarcación, la función desempeñada es distinta.

Desde luego que suplir la baja de Papu es muy complejo, debido al legado que ha dejado en Bérgamo, pero es imprescindible si la Dea aspira a seguir compitiendo a alto nivel. Sin embargo, parece que el jugador adecuado para la causa ya estaba en casa, pero teniendo a Papu, no había logrado obtener protagonismo.

Su nombre es Matteo Pessina, un joven talento de 23 años que, tras una enriquecedora temporada en el Hellas Verona (19/20), donde anotó 7 goles, ha vuelto a la Atalanta desenvolviéndose realmente bien. Lleva 24 partidos jugados, de los cuales 20 de titular y ha dejado destellos de talento que permiten visualizar cuál será su techo.

Fuente: Twitter @Atalanta_BC

Ya ha demostrado sus cualidades en encuentros importantes. Dos claros ejemplos son: contra el Ajax en la Jornada 6 de la Fase de Grupos de la Champions (0-1) y contra el Napoli en la vuelta de Semifinales de Coppa Italia (3-1), donde marca 2 goles y hace un partido digno de una estrella. De esta manera, catapulta a los suyos a la 5ª final de la historia del club y permite a los seguidores bergamascos soñar con otro título. El segundo de Coppa y el segundo en sus vitrinas.

¿Cómo juega Pessina?

El italiano destaca principalmente por poseer una muy buena lectura de juego y entender perfectamente la tesitura en la que se encuentra el partido. Se perfila muy bien al recibir balón y tiene una gran distribución de dentro hacia fuera para buscar profundidad en el juego. Es un jugador zurdo con buena llegada de segunda línea y que, gracias a sus buenas actuaciones, ya ha debutado con la ‘Nazionale’, la selección italiana.

Es cierto que la magia y la explosividad que derrochaba Papu aún no está al alcance de Matteo Pessina, pero está logrando que la baja del argentino pase lo más desapercibida posible. Además, al ser un jugador polivalente, está obteniendo minutos en las dos posiciones donde puede jugar: mediocentro y enganche, y esto depende del sistema táctico.

Fuente: Twitter @Atalanta_BC

En un sistema de 3-4-1-2, el preferido de Gasperini y el más frecuentemente utilizado, Pessina funciona como enganche y desempeña la antigua función de Papu. Con esta formación, tiene más libertad de recorrido y puede moverse entre los delanteros para tirar desmarques y romper líneas. En ocasiones, cuando esto sucede, se destapa como «9».

Sin embargo, en el sistema de 3-4-2-1, suele jugar en la medular. Cuando los centrales tienen el balón, baja a recibir a zona de pivotes y se desmarca para ofrecer línea de pase entre los mediapuntas rivales. Ya en zona ofensiva, actúa igual que cuando es enganche. Esto hace que se ataque con más gente pero se sea más vulnerable en las contras.

Está claro que Matteo Pessina tiene muy buena pinta pero, ¿logrará cumplir con las expectativas y relevar al Papu completamente? Esta temporada es la prueba de fuego y, hasta el momento, lo está haciendo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here