Los tres atacantes del Tottenham Hotspur se han convertido en pilares fundamentales del equipo inglés

El Tottenham Hotspur Stadium no está viviendo una mala campaña en ningún sentido. Cuentan con una plantilla bastante amplia y con jugadores de muchísima calidad entre ellos. Gracias a esto el conjunto inglés está realizando un buen año, tanto en la Premier League como en la UEFA Europa League. Si bien es cierto que en la competición de la regularidad están séptimos (fuera de competiciones europeas) con 45 puntos, tan solo les separan 3 puntos del West Ham, equipo que cierra los puestos del viejo continente.

Por otra parte, en la competición que te deja soñar como es la UEFA Europa League están algo mejor. Cuentan con una plantilla bastante superior a la de otros equipos europeos, y eso se nota. Tras pasar la fase de grupos como primeros de grupo con 4 victorias, 1 empate y 1 sola derrota, afrontaron las eliminatorias de forma positiva. Eliminaron al Wolfsberg en 1/32 y ahora afrontan los dieciseisavos ante el Dinamo Zagreb. La ida será este jueves a las 21h en el Tottenham Hotspur Stadium, mientras que la vuelta se disputará en Zagreb el próximo jueves.

Sin duda, el conjunto que dirige José Mourinho buscará el pase de ronda. Y para ello podrá contar con su tridente, el cual está de moda. Hablamos de Harry Kane, Gareth Bale y Heung-Min Son. Los tres jugadores están a un nivel espectacular y son, básicamente, los goles de este Tottenham. Entre los 3 generan la mayor parte de ocasiones de ataque del equipo y a su vez los tantos del conjunto londinense.

Y esto no se dice por decir, ni mucho menos. Si se miran los datos, afirman lo mismo que la frase anterior. Entre Kane, Bale y Son acumulan 34 goles y 22 asistencias, que se dice pronto. Son la mayor parte del peligro de este Tottenham y todos los equipos buscan no dejarles intervenir en el juego. Esto se debe a que, si les dejan jugar, su partido se complica y se empiezan a generar distintas ocasiones de ataque a favor del Tottenham.

Heung-Min Son
Fuente: Tottenham Hotspur

Así pues y con todo lo explicado, se extrae una conclusión muy simple: si Bale, Son y Kane están enchufados y conectados entre ellos, el Tottenham tiene mucho ganado y el rival mucho perdido. Los equipos rivales lo pasan muy mal cuando este tridente se encuentra y la prioridad del planteamiento suele ser dejar fuera del duelo a los 3 jugadores.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here