Marcelino no cuenta con el extremo rojiblanco, quien tendrá que ver lo que resta de temporada desde el banquillo

Iñigo Vicente no cuenta para el técnico del Athletic Club, Marcelino García Toral, quien dejó clara su postura con el deriotarra la semana pasada: «Él sabe su situación, por delante hay muchos futbolistas. Él sabe que su participación en este equipo va a ser complicada porque hay mucha competencia en los puestos que él juega. Veo complicado que en una u otra posición le veamos jugar esta temporada».

Y es que por delante de Vicente hay otros jugadores que convencen más al asturiano. El primero de todos, Álex Berenguer, que está viviendo el punto álgido de su carrera, con esos siete goles en Liga y uno en Copa, siendo el máximo anotador de su equipo. Y si no es Berenguer, es Jon Morcillo, que aunque no esté deslumbrando en su primera temporada con el primer equipo, deja prever que será un jugador clave dentro de los planes de Marcelino.

Berenguer lanza un caño durante el encuentro ante el Eibar en San Mamés.

Iñigo Vicente no juega desde el 24 de octubre de 2020. En esa ocasión, el Athletic visitó El Sadar para competir ante Osasuna. Los vizcaínos cayeron derrotados por 1-0, con gol de Rubén García en el 81′, de penalti. Iñigo no jugó ni de titular, salió desde el banquillo en el minuto 87 sustituyendo al capitán Iker Muniain. Desde ahí, ni un solo minuto para el joven futbolista de 23 años.

Pero, ¿qué alternativas pueden quedar para Iñigo Vicente? Una solución clara para el extremo puede ser salir este mismo verano en busca de minutos. Otra, menos arriesgada y beneficiosa para ambas partes, es una cesión a un club de Segunda División y recuperarlo al finalizar la siguiente campaña. La última palabra la tendrá el jugador.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here