Tras el parón de selecciones vuelve LaLiga y la final de Copa del Rey con los de Ronald Koeman buscando el liderato

Este lunes los azulgranas se enfrentarán al Valladolid en el Camp Nou, siendo este el último partido de la jornada por lo cual ya se sabrá lo que han hecho Madrid Y Atlético. El Barça aun así debe ganar, da igual si alguno de los equipos de la capital pierde puntos. El líder se enfrenta al Sevilla en el Pizjuán y es una oportunidad de oro para recortarle puntos a los del Cholo Simeone. 

El Clásico a la vuelta de la esquina

Y el sábado que viene el partido del año, Real Madrid y Barcelona se vuelven a ver las caras en lo que volverá a ser un clásico atípico ya que no tendrá gente y también porque se jugará en el estadio Alfredo di StéfanoEl último encuentro terminó con el 1-3 en el Camp Nou, pero este es un Barça totalmente diferente, parece otro desde su primer partido en 2021. 

Imagen
Fuente: FC Barcelona

Si ambos equipos ganan en la jornada 29, los blaugranas llegarían al clásico con dos puntos de ventaja sobre los blancos y ganando estarían ya a cinco. No hay que olvidar que el Madrid juega contra el Liverpool entre semana y no estará Sergio Ramos en ninguno de los partidos. No sólo para el Barça sino también para el Madrid es una semana crucial. 

Ganando al Valladolid y al Real Madrid y esperando que el Atlético pinchase frente al Sevilla o Betis, el Barça estaría muy cerca del liderato y con la final de copa a la vuelta de la esquina, se podría soñar con un épico doblete que ningún culé imaginaba a principio de temporada. Todo lo explicado puede ser una auténtica locura para los culés, pues se juegan dos títulos que a priori parecían imposibles con el juego demostrado por el conjunto que dirige el holandés Ronald Koeman.  

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here