En una temporada demasiado irregular, la entrenadora rojiblanca ha logrado dar con la tecla y el Athletic ya suma tres victorias seguidas

El Athletic acostumbrado a pelear por las posiciones altas de la tabla, no ha tenido su mejor temporada. 11 partidos sin ganar, incluyendo la destitución de Villacampa, hicieron saltar las alarmas en el club. Demasiado cerca del descenso, empezaba a temblar todo un proyecto. No obstante, a pesar de un inicio dubitativo con la llegada de Iraia, el equipo ha comenzado a carburar, y ha sumado 9 de sus últimos 9 puntos para afrontar la recta final con total tranquilidad.

Victorias trabajadas

A pesar de la mala temporada, los resultados no reflejaban la temporada del Athletic. Derrotas por la mínima, en un año con una defensa mas débil y demasiada falta de pólvora arriba. Revertiendo la dinámica, están siendo las rojiblancas las que están logrando victorias por la mínima. Partidos complicados, pero que a base de espíritu garra y ADN Athletic están sabiendo sacar.

Fuente: Ander Garizurieta | Diario UF

Reflejo de ello fue el partido del pasado fin de semana. El Logroño logró empatar y lo que en otra época del año podría ser una remontada, acabó siendo una victoria para las leonas. Lo mismo que ocurrió precisamente contra el Santa Teresa o Rayo Vallecano. Aunque al equipo también le han subido la moral grandes partidos como el 3-0 al Espanyol, 2-0 al Valencia o el reciente 2-5 al Eibar.

El balón parado, factor diferencial

Esta mejora del Athletic, está teniendo un factor común en todos los partidos. La mejoría en ataque. La Lucia dependencia empezó a ser un problema para el equipo. Algo en lo que trabajó Iraia hasta arreglarlo. Parezca verdad o no, la lesión de la delantera provocó buscar nuevas alternativas y ahí fue donde encontraron las rojiblancas el balón parado.

Desde la llegada de la entrenadora bilbaína el equipo ha anotado 22 goles en 12 partidos. Diferencia abismal con los 15 que hicieron en 16 encuentros con Villacampa. 10 de esos 22 precisamente, han llegado a balón parado. Eunate con un guante en su pierna zurda ya suma 10 asistencias. Balones medidos que están aprovechando a la perfección jugadoras como Vanessa Gimbert, Oguiza o Valdezate gracias a su altura.

Recuperando el medio campo

Sin duda alguna, las bajas de Maite Oroz y Damaris en verano, fueron un palo duro para el club. Dos jugadoras, que se habían adueñado del medio campo rojiblanco, y que maravillaban a toda la liga. Llegó Istillart en verano, y junto con Valdezate, Marta Unzué, incluso Jone Ibañez se fueron rotando en las primeras jornadas sin encontrar demasiado resultado.

Un rompecabezas, que se mantuvo con la llegada de Iraia, pero que ha logrado resolver gracias a una jugadora. Irene Oguiza que volvió a redebutar tras recuperarse de una lesión de ligamento cruzado se ha adueñado del centro del campo. Con su altura, manejo de balón y capacidad de recuperación, recuerda mucho al juego de Damaris.

Con Irene como pilar, Unzué y Istillart están siendo las mas habituales en un centro del campo físico que también ofrece manejo del balón. Completando ese centro del campo esta cogiendo protagonismo Monente. Una vez mas echando mano del filial, la centrocampista riojana, está firmando buenas actuaciones, consagrándose definitivamente en el primer equipo.

Una buena dinámica para afrontar un duro final

Estas tres últimas victorias, han sido sin duda una bocanada de aire fresco, para afrontar un mayo realmente complicado. Con el partido de este último fin de semana contra el Barça aplazado, el derbi frente a la Real será el próximo enfrentamiento. Tras esto tendrán que viajar a Madrid para enfrentarse al Atlético. Para acabar el mes en Lezama contra Barça y Real Madrid.

Un duro final de liga, que afrontarán como ya hemos dicho con cierta tranquilidad. Un equipo que comienza a mirar a la temporada que viene, tendrá un buen examen contra los equipos de la parte alta. En una buena dinámica, podrán comprobar cual es el nivel real del equipo, y si están con la capacidad de pelear los partidos con los mejores de la liga.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here