Previa: Inglaterra – Escocia: Tres puntos como objetivo