Lío previo a la final: hinchas ingleses se cuelan sin entrada en Wembley