Rubiales: “Extremadura apostó por la vuelta de la afición, y lo hicieron mejor que nadie”