El Elche, a por una permanencia tranquila