El parón de selecciones, un respiro para Robert Moreno