Un plante de orgullo, dignidad y reivindicación