Cristiano y su posible destino en Roma