Pathé Ciss, el mejor hasta el momento