Viejos fantasmas en el estreno liguero del Leganés