Alessandro del Piero es una de las figuras más significativas y recordadas del fútbol italiano por su belleza y calidad en el césped

El 9 de noviembre de 1974, nació Alessandro del Piero en la provincia de Treviso. Su carrera deportiva la comenzaría en el Calcio Padova, donde daría sus primeros pasos a ser una estrella del fútbol italiano. En 1992 y con la edad de 18, debutó con el primer equipo gracias a su gran calidad y destreza como delantero. Al competir una temporada completa en la Serie B, llegaría el gran amor de su vida, es decir, la Juventus de Turín.

Llegada a la Juventus de Turín

Durante su primera temporada en La Vecchia Signora, Pinturicchio fue alternando sus apariciones con los juveniles, pero también con el primer equipo. En el año 1993, debutó en la Serie A frente al Foggia y anotó su primer tanto ante la Reggina. Además, se fue ganando un puesto en el once bianconero ya que anotó 5 goles en 14 encuentros.

En el año 1994, se consagró como futbolista al anotar su primer hat-trick ante el Parma. Durante la campaña 1994/95, se consolida en el primer equipo debido a dos razones claves. Por una parte, llegaría Marcelo Lippi al banquillo bianconero. Y por otra parte, la lesión de la estrella de la plantilla, Roberto Baggio, le abre las puertas al once titular. Con un fútbol admirable, anotó 9 tantos y la Juventus de Turín ganaba el Scudetto tras 9 años sequía.

La consagración de una leyenda

En el siguiente curso, Roberto Baggio abandonó las filas de la Juventus de Turín para vestir la camiseta del AC Milan. Por su parte, Pinturicchio heredó el dorsal número 10 para convertirse con el tiempo en la estrella del equipo. Durante su primera aparición en la UEFA Champions League, anotó 6 goles muy importantes y fue uno de los artífices de que La Vecchia Signora ganase su segunda y última orejona hasta la fecha.

Mientras la Juventus ganaba la Supercopa de Europa frente al PSG, Pinturicchio seguía brindando un juego y unas actuaciones de calidad. En la final de la Copa Intercontinental, Alessandro del Piero anotó el tanto decisivo para que el conjunto bianconcero conquistara el mundo. Además de reinar en todo el mundo, La Vecchia Signora continuaba siendo dominador en el Calcio y ganaba su segundo Scudetto de forma consecutiva.

Ante el Borussia Dortmund, la Juventus de Turín volvía a una final de Champions para revalidar su título. Del Piero fue suplente en aquella noche, pero anotó un gol de tacón para dar vida a su equipo. Sin embargo, los bianconeros acabaron perdiendo esa final por un resultado de 3-1. Y así, comenzaba la maldición de Pinturicchio en las finales europeas.

En la campaña 1997/98, llega el despertar goleador del Alessandro del Piero y con 21 goles, lleva a La Vecchia Signora a revalidar el Scudetto. En lo que respecta a la UEFA Champions League, vive el mejor momento de su carrera al anotar goles de antología. Sin embargo, la Juventus de Turín volvería a perder la final ante el Real Madrid con un gol de Predrag Mijatović. De esta forma, los españoles ganaban su séptima y ansiada orejona.

Representante de Italia pero sin conseguir logros

Mientras triunfaba con la Juventus de Turín, ya se había consolidado con la selección italiana y disputó su primer Mundial en Francia 1998. Durante su primer torneo, no pudo destacar debido a problemas físicos. Por su parte, Italia caería eliminada en cuartos de final frente al futuro campeón, es decir, Francia.

Al inicio del siguiente curso, del Piero sufrió una grave lesión al fracturarse su rodilla izquierda. 9 meses estuvo sin poder disputar ni un solo encuentro y tuvo que esperar al comienzo de la próxima temporada. Llegaría Carlo Ancelotti al banquillo bianconero, pero Pinturicchio no estuvo a su mejor nivel y el bajón era evidente. Además, La Vecchia Signora acabó perdiendo el Scudetto al caer derrotado en la última jornada frente al Perugia.

Pese a su comentado bajo nivel, Alessandro del Piero acude a la Eurocopa del año 2000. Anotó un bellisimo gol frente a Suecia y pudo volver a una final con Italia. Sin embargo, la maldición de las finales continuaría estando presente para el crack italiano. Frente a Francia, Pinturicchio es suplente pero al salir al terreno de juego, tuvo en sus botas la sentencia del partido. Por otra parte, los franceses acabaron empatando en el tiempo de descuento. Y ya en la prórroga, Trezeguet anotó el gol de oro para hacer a su combinado campeón.

El peor momento de su carrera deportiva

Después de la decepción a causa de la Eurocopa, llegaría el peor momento de su carrera deportiva. Parecía que se había estancado y a los problemas físicos y deportivos, del Piero vivió problemas familiares. A principios del año 2001, su padre fallece tras una larga enfermedad. Días después, Pinturicchio salió desde el banquillo y anotó el gol de la victoria para desatar toda la emoción contenida.

Tras otra temporada muy discreta, Marcelo Lippi regresa al banquillo de la Juventus de Turín. Y con ello, resurgiría el talento de Alessandro del Piero. Tras 4 años de sequía, los bianconeros vuelven a ganar el Scudetto y el jugador italiano se confirma con 21 goles.

Alessandro Del Piero reflects on turning 40 - Eurosport
Fuente: Eurosport

Con la edad de 28 años, Alessandro del Piero disputaría su segundo Mundial en Corea y Japón 2002. Anota un decisivo tanto frente a México, pero Italia es eliminada en octavos de final por el anfitrión tras un gran escándalo arbitral. Después de la cita internacional, Pinturicchio forma una dupla letal con Trezeguet y la Juventus de Turín vuelve a ganar el Scudetto. Anota 23 goles en 38 encuentros disputados.

Además, anota 5 goles para llegar a la Juventus de Turín a otra final de Champions, la cual sería la última de Pinturicchio. En un choque aburrido frente al AC Milan, los penaltis decidieron la prórroga a favor de los milanistas. Tras un discreto 2004, Italia acudió a la Eurocopa 2004, donde acabó siendo eliminada a las primeras de cambio.

El conflicto de su carrera deportiva

La llegada de Fabio Capello Capello al banquillo bianconero provocó las dudas de la titularidad de Alessandro del Piero. Pese a ello, La Vecchia Signora volvió a ganar dos Scudettos más. Sin embargo, al poco tiempo, se destapó el escándalo del Calciopoli, donde la Juventus era uno de los implicados. Finalmente, acabaron descendiendo a la Serie B y les quitaron estos dos últimos títulos ligueros.

Campeón del mundo y Serie B

Mientras se producía el conflicto del Calciopoli, Alessandro del Piero acudió a su tercer y último Mundial. A pesar de ser suplente, fue clave como es el caso de las semifinales ante Alemania. Pinturicchio anotó el 2-0 para dar a Italia el pase a la final. En Berlín, se disputó la final frente a Francia. Italianos y franceses acabaron en tablas tras la disputa de 120 minutos. Sin embargo, la azzurra acabó llevándose su cuarto título en la tanda de penaltis.

Tras su gran cita mundialista, del Piero volvió a la Juventus ya descendido a la Serie B. Jugadores como Zlatan Ibrahimovic o Fabio Cannavaro abandonaron el club para jugar en clubes más potentes. Sin embargo, Alessandro del Piero decidió quedarse en La Vecchia Signora. Fue el máximo goleador de la segunda división del fútbol italiano y consiguió el ascenso a la Serie A.

Con la vuelta de los bianconeros a la élite, del Piero se convirtió en una leyenda. Recuperó el olfato goleador con menos físico, pero con más experiencia. En la temporada 2007/08, se convirtió en el capocannoniere al anotar con 21 goles y clasificó a la Juventus para la UEFA Champions League como tercer clasificado.

A la vuelta de Alessandro del Piero a la Champions, dejó momentos para el recuerdo. Anotó un gol de tiro libre al Zenit y poco después, otro para ganar al Real Madrid. Una semana después, firmó un doblete en el Santiago Bernabéu siendo el primer jugador italiano en lograrlo y llevándose la ovación de la afición merengue. A pesar de ello, los bianconeros acabaron siendo eliminados en octavos de final.

Final de su carrera deportiva

Hasta los 38 años, Alessandro del Piero continuó defendiendo la camiseta de la Juventus y marcando goles. En la temporada 2011/12, Pinturicchio disputó su última campaña con La Vecchia Signora. En su último partido, anotó un gol frente a la Atalanta y fue sustituido para llevarse una ovación para el recuerdo. Además, pudo despedirse levantando su sexto Scudetto. Siendo el jugador bianconero con mejores registros de la historia del club, jugó 705 encuentros en los que anotó 294 tantos.

Tras su salida de la Juventus, terminó su carrera jugando dos temporadas en Sydney y 10 encuentros con el Delhi Dynamos de la India. Alessandro del Piero colgó las botas en el año 2014. Tras haber disputado un total de 868 encuentros en los que anotó 347 goles, la leyenda italiana decía adiós al fútbol.

Palmarés

A lo largo de su carrera deportiva, Alessandro del Piero consiguió ganar hasta un total de 16 títulos.

  • Juventus de Turín: 6 Scudettos, 1 Copa de Europa, 1 Coppa Italia, 4 Supercopas de Italia, 1 Supercopa de Europa, 1 Intercontinental y 1 Intertoto.
  • Italia: 1 Mundial.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here